#Silo4M   Una Acción Válida compartida

Celebración de los 51 años de la Arenga de la Curación del Sufrimiento

Como todos sabemos, durante años nuestras actividades han sido presenciales. Frente a las resistencias de la pandemia y las cuarentenas, que limitaban nuestra expresión y acción, se generaron nuevas respuestas, y el espíritu conjunto danzó renovado y fortalecido

Muchos grupos y Comunidades del Mensaje habían comenzado a hacer sus reuniones semanales o diarias por internet. Algunos venían intencionando crear plataformas virtuales, investigando nuevas posibilidades. Otros buscando profundizar y elevar el tono y la sintonía con el conjunto. Multiplicidad de intentos convergentes.

En este contexto se hizo una Celebración Estacional virtual. Y desde entonces empezamos a celebrar ceremonias conjuntas a través de Zoom. Durante casi 50 días compartimos experiencias de bienestar, oficios y pedidos entre 75 y 160 amigos de varios países, de los cinco continentes. Y de esta buena sintonía nació de manera inspirada, la posibilidad de compartir distintos actos, ceremonias, testimonios, alrededor del 4 de mayo. Acordamos poner a disposición de todo el que quisiera una plataforma, y potenciar en lo posible su difusión. Todo esto salió del corazón por una necesidad compartida, por eso se desplegó con fuerza y alegría, sorteando cualquier dificultad.

Así se fue armando un equipo abierto, con amigos de distintas partes.  Pedimos ayuda a amigos informáticos. Hicimos pruebas con diversas plataformas, hasta que definimos contratar en conjunto un Zoom con capacidad para 1000 personas, al que sumamos dos salas de 100, lo que nos permitía operar con 3 salas simultáneas. Los informáticos probaron la retransmisión simultánea a canales de Youtube y de Facebook –donde además quedan grabadas las transmisiones, de modo que pueden ser vistas luego. Armamos un Evento en Facebook, donde incluimos planillas para que quien quisiera pudiera inscribir su actividad. También una página web, una página de facebook y un canal de youtube donde alojamos los videos y testimonios enviados por los amigos. Utilizamos #Silo4M como elemento común.

Todo se fue organizando en apenas dos semanas. Lo que en principio se pensó para un solo día, finalmente se amplió a unas jornadas los días 2, 3 y 4 de mayo que llamamos Silo4M.  Se realizaron y transmitieron más de 80 actividades en las salas de Zoom con asistentes, y otras tantas producciones audiovisuales, testimonios, etc., producidas por Parques, Comunidades, Organismos, Frentes y amigos en general. Todo el que quiso se expresó con total libertad.

Aprendimos tanto!! Era algo que no habíamos hecho nunca. Continuamente estábamos “creándole las ruedas al tren con el tren en marcha”. Buscando como simplificar para que resultara fácil incluirse, claro para ubicar qué, cuándo y dónde se hacía algo, simple para ver distintas plataformas o participar directamente. Aún con la celebración ya comenzada, seguían llegando propuestas de actividades, por lo que había que actualizar continuamente las planillas con los horarios y salas. Las salas estuvieron siempre asistidas por nuestros amigos informáticos. Fuimos aprendiendo qué hacer ante la intromisión de hackers. Y mil detalles más. En síntesis se hicieron más de 80 actividades en las tres salas de Zoom, y más de 70 videos de producciones y testimonios. Hubieron miles de visualizaciones, en 8 canales de retransmisión, de Facebook y de Youtube (*)

Quedará funcionando la página www.silo4m.net, y el Youtube #Silo4M, como ventana de lo que fueron estas jornadas. Incluiremos también instructivos técnicos de lo aprendido hasta el momento, que podrían ser útiles para quien quiera organizar próximos eventos.

Pensamos que esta buena atmósfera creada en este grupo abierto de siloístas compartiendo ceremonias, y de tantos amigos en los que la nueva sensibilidad se despliega, ha sido la condición de origen para esta experiencia donde nos hemos podido sincronizar no solo con las nuevas tecnologías a través de Internet, sino a través de nuestros corazones y desde un propósito común.

Nos hemos sentido unidos en un gran Nosotros. Hemos sentido renacer el Espíritu!

Es tanta la alegría, la fuerza, la unión, la apertura de futuro, expresada por los que hemos compartido esta experiencia maravillosa, que la única palabra que puede acercarse a expresarlo, es Gracias!

Gracias de tod@s para tod@s!!  Gracias Silo!!